lunes, 24 de marzo de 2014

Un 24 de marzo como hoy, pero de 1990, el Obradoiro derrotaba al Cirsa Hospitalet (81-72) y se acercaba un poco más al play-off de ascenso a la ACB. Transcurría la jornada 27 de la Primera B y con esa victoria en el pabellón de Santa Isabel el Obra daba un paso importantísimo para colarse en las eliminatorias que daban acceso a la élite. Y eso que el Hospi contaba con un jugador de los que marcaron época en el basket español: un tal Essie Hollis.
Anger estuvo colosal contra Hospitalet
El partido fue dominado desde el principio por el Obra, que al descanso dominaba con claridad (47-32) gracias a la superioridad en la zona de la pareja de interiores Anger-Dosaula. Entre ambos sumaron 48 puntos aquel día y permitieron romper el partido. Pero las faltas personales empezaron a hacer mella en el Obra y el Cirsa Hospitalet se acercó peligrosamente en la segunda parte. A falta de dos minutos la ventaja se había reducido a solo 5 puntos (76-71).

En esa remontada tuvo que ver el gran partido de Essie Hollis. El legendario jugador de Erie (Pennsylvania) había colgado las botas unos meses antes pero a mitad de esa temporada 1989-90 decidió aceptar la oferta del Hospitalet y volver a las canchas. Ese día dio en Santa Isabel una de sus últimas lecciones sobre la pista: 26 puntos y 9 rebotes. En ese Hospi también estaba un joven Eduardo Piñero, un alero que llegó a disputar casi 200 partidos en ACB.

Essie Hollis, en su etapa en Askatuak
(Foto: Askatuak.com)
Pero Hollis no fue suficiente. Y el Obra se sobrepuso con templanza a los problemas de falta y al acercamiento del Hospi. Entre Anger (27 puntos, 20 rebotes) y Dosaula (21 pt/6 reb) guiaron al Obradoiro hacia la victoria, ayudados por los hermanos Solsona -entre ambos sumaron 17 puntos-, Collins (9), Criado (4) y Morella (3). La victoria se quedó en Santiago.
Etiquetas:

0 comentarios:

Publicar un comentario